miércoles, 9 de febrero de 2011

BISCARRUES Y LOS OLIGARQUÍA AGRARIA DE ARGUILÉ

COAGRET pide al Gobierno de Aragón que cumpla su obligación de proteger el Gállego y deduce que el sr. Arguilé debería dimitir

COAGRET recuerda que es obligación del Gobierno de Aragón preservar el buen estado ecológico de Gállego, evitar su deterioro o recuperarlo en caso de que no tenga el buen estado.

El río Gallego es un patrimonio de todos y por tanto de evidente interés público. Sin embargo está claro que la comunidad de Riegos del Alto Aragón es una entidad administrativa de tipo corporativo cuyos socios lo son para explotar su derecho a usar para sus intereses un determinado caudal de aguas publicas.

Aún estamos esperando que el consejero Arguilé, el consejero Boné o la consejera Almunia digan una sola palabra en defensa del río Gállego o propongan algo para evitar su deterioro.

COAGRET hará lo posible para evitar que el río Gállego, un bien público, pierda su calidad ecológica solo porque el Gobierno de Aragón está empeñado en satisfacer unos intereses privados.

Si el sr. Arguilé (como se deduce de sus declaraciones), antepone sus opciones personales a las públicas, y no sabe o no quiere conllevar las responsabilidades públicas que le corresponde por su cargo, como son cumplir y hacer cumplir las leyes, estar al servicio de los intereses públicos y no de los privados, y representar a todos los aragoneses, COAGRET entiende que el consejero de Agricultura, debería dimitir como única opción moralmente aceptable.

TLF: 656 666 091

Coagret@coagret.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡¡Gracias por participar!!